Carta de la esposa del congresista Yonhy Lescano

Sr. Director

Hoy conmemoramos el Día Internacional de la Mujer, no es una celebración -como todos sabemos- sino una conmemoración, recordamos a aquellas mujeres que dieron la vida en un incendio, encerradas en una fábrica textil, durante una huelga en la que se demandaba legítimas mejoras en sus derechos laborales.

Creo en la reivindicación de nuestros derechos, es una lucha justa y necesaria; y por lo mismo, considero una infamia que un tema tan sensible y doloroso para nosotras y nuestra sociedad, como es el del acoso sexual, que se enmarca también en la agenda de nuestros reclamos, se esté usando para fines subalternos, utilizándosele como bandera para linchar políticamente y sin prueba alguna a un parlamentario como Yonhy Lescano. Se le acusa en base a chats editados por una denunciante a quien nadie puede hacer preguntas.

El principio de presunción de inocencia y la ética profesional no existe para la mayoría de los medios de prensa que durante casi una semana han publicado portadas difamatorias, tampoco para las autoridades que irresponsablemente adelantan opinión.

Cuando la gran calumnia que se ha tramado para sacar al incómodo, por probo, Yonhy Lescano del congreso caiga, como la gran mentira que es, la causa de las mujeres que luchan por equidad y justicia se habrá desprestigiado sin remedio en el Perú, dejando un precedente nefasto al perseguir con saña a un inocente.

Patricia Contador Durán.

Fuente: La República

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.