Gobierno declara duelo nacional por muerte del embajador Javier Pérez de Cuéllar

El Gobierno declaró duelo nacional los días 6 y 7 de marzo por la reciente muerte del embajador Javier Pérez de Cuéllar, peruano ilustre y ex Secretario General de las Naciones Unidas, quien falleció la noche del pasado miércoles a los 100 años.

Asimismo, se dispuso que el Pabellón Nacional sea izado a media asta en todos los edificios públicos, instalaciones militares, bases, buques, locales policiales y demás dependencias del Estado en todo el territorio nacional, así como en las misiones diplomáticas, consulares y representaciones permanentes del Perú en el exterior.

En el decreto supremo se da cuenta que Pérez de Cuéllar fue elegido y reelegido como Secretario General de las Naciones Unidas, ocupando el cargo de 1982 a 1986 y de 1987 a 1991, desde el que contribuyó al fin de la Guerra Fría; a facilitar acuerdos de paz, entre Irán e Irak, Namibia, Afganistán, El Salvador, Nicaragua, entre otros.

Asimismo, se destaca que, a lo largo de su carrera diplomática, ocupó los más altos cargos en el Servicio Diplomático de la República y ejerció funciones en el Ministerio de Relaciones Exteriores y en el exterior al servicio de los intereses nacionales y con aportes sustantivos a la política exterior del Perú, «desempeño que lo califica como modelo en el ejercicio de su profesión, por lo que desde el año 2011 la Academia Diplomática del Perú lleva su nombre».

Finalmente, se menciona que, frente a una de las más graves crisis republicanas, aceptó el cargo de Presidente del Consejo de Ministros y ministro de Relaciones Exteriores, entre noviembre de 2000 y julio de 2001, «para hacer efectiva la recuperación de la democracia representativa y la celebración de elecciones libres y transparentes, así como restaurar la posición internacional del Perú».

RPP