Gobierno reactivará sectores de la economía: ¿Cuáles deben priorizarse una vez terminada la cuarentena?

Cerca de un mes ha pasado desde que se decretó el aislamiento social obligatorio y con ello el cese de actividades económicas. Este 12 de abril, el Perú pondrá fin a la primera fase en el control de la propagación del COVID-19 y comenzará su trabajo por echar a andar su matriz productiva.

El Ejecutivo ya se encuentra discutiendo cómo será el inicio de esta etapa. Este fin de semana, la ministra de la Producción, Rocío Barrios, explicó que su despacho en conjunto con el Ministerio de Salud y el Ministerio de Economía ya se encuentran evaluando el criterio que primará para la reactivación por sectores.

“Se propone una apertura gradual. Esta tendrá que ser evaluada conforme vayamos viendo la parte de salud y cómo se vaya desarrollando”, dijo en reciente entrevista en Canal N. “¿Cuáles son los posibles criterios? Consideramos que debe tenerse presente las actividades que generan mayor valor agregado a la economía nacional. Agroindustria, bebidas alcohólicas, manufactura entre otros. También es importante ver las actividades que aportan más al fisco porque necesitamos dinamizar la economía y generar ingresos”, agregó.

“Abrir con inteligencia”
Para el economista de Macroconsult, Elmer Cuba, el criterio debe ser otro. Uno que ya se discute en todo el mundo ante la ocurrencia de esta pandemia. “Antes se hablaba de actividades intensivas en mano de obra, intensivas en capital, pero ahora importa las actividades intensivas en contactos”, aseveró.

Es por ello que, en su opinión, el criterio que debe primar es la tasa básica de contagio por actividad económica. Una que se puede determinar aplicando en las empresas y sectores económicos el índice Ro, el mismo que hoy sirve para determinar el alcance del contagio entre los ciudadanos de un país.
Se dice que una persona con el virus COVID-19 puede contagiar hasta a 3 personas. Entonces, el Ro es igual a 3. Y esa es la tasa promedio de la pandemia. Cuando el Ro es menor a 1, hablamos de un escenario controlado.

“Eso hay que calcularlo y se puede hacer. Las actividades que tengan menos Ro son las que primero deben reiniciar. Así podremos abrir la economía inteligentemente”, explicó Cuba e indicó que es el Ministerio de Salud quien debe establecer esta especie de “ISO COVID” en el más corto plazo. Con ello se evitaría un rebrote y una segunda etapa de cuarentena.

El aporte al fisco
Asumiendo que se supera este control sanitario y el Gobierno aplica el criterio tributario, sería una de las primeras actividades en iniciar su proceso gradual de reactivación. Datos publicados por la Superintendencia Nacional de Aduanas y Administración Tributaria (Sunat) para el 2019 revelan que es este sector económico uno de los que aportó más a la recaudación a través de tributos internos.

Exceptuando el rubro “Otros servicios” -donde se aglomera más de una actividad-, la Manufactura aportó S/15.840 millones a la recaudación nacional. Y si revisamos internamente, existe más de una actividad económica.

La minería
El sector minero, también paralizado durante la cuarentena, tiene un aporte importante en materia recaudatoria. Y es por ello que para el decano de Economía de la Universidad Pacífico, Carlos Casas, resulta importante su reactivación ya que, además, es uno de los pocos sectores que tendría una demanda garantizada.

“En la minería ya hay pedidos que las empresas tienen que honrar y en la medida que China se vaya recuperando esta demanda se reactivará”, dijo en diálogo con El Comercio.

Carlos Casas, decano de la facultad de Economía de la Universidad de Pacífico (Fuente: Andina)
Carlos Casas, decano de la facultad de Economía de la Universidad de Pacífico (Fuente: Andina)
En esa línea, Casas también consideró necesario priorizar aquellas actividades que aportan más al PBI y que tienen un impacto importante en el empleo. Sin embargo, opinó que este trabajo debe comenzarse asumiendo que la magnitud del shock “ha cambiado parte de la matriz productiva”.

“Habría que plantear en esos casos que no todas las empresas van a sobrevivir y pensar en un plan de reconversión en esos sectores donde la demanda no se recuperará en un corto plazo. Atenderlas durante la crisis y luego aplicar la reconversión. Así habría un manejo eficiente de los recursos que hoy se están destinando para la reactivación económica”

Casas citó, por ejemplo, al sector Turismo como uno donde se debería aplicar este proceso de reconversión de empresas. “Dentro de él, el rubro Restaurantes con el tiempo irá priorizando el delivery. ¿Pero qué hacemos con los mozos? Tenemos que reincertarlos”, advirtió.

Finalmente, el economista pidió mirar este proceso también como una oportunidad. “Es probable que la informalidad aumente durante la crisis, pero una reconversión nos ayudaría a generar incentivos a la formalización”, agregó.

elcomercio.pe

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies