Hijas de Demi Moore hablan sobre el alcoholismo de la actriz: “No era la madre con la que habíamos crecido”

Demi Moore publicó hace unas semanas su primera autobiografía, titulada “Inside Out”, en la que revela detalles de los momentos más polémicos de su vida. Uno de esos fue su adicción al alcohol, una etapa que fue recordada por sus hijas, fruto de su relación con Bruce Willis.

En una entrevista con el programa Red Table Talk, conducido por Jada Pinkett Smith, Rumer, Scout y Tallulah Willis, hijas de Demi y Bruce, hablaron sobre la adicción al alcohol.

“Es como si el sol se hubiera puesto y un monstruo hubiera venido”, dijo Tallulah frente a su madre. “Recuerdo solo la ansiedad que surgía en mi cuerpo cuando sentía que sus ojos se estaban cerrando un poco más por la forma en la que hablaba. O que sería mucho más cariñosa conmigo si no estuviera sobria”, agregó.

“Era muy extraño, y había momentos en los que nos enojábamos. Recuerdo estar muy molesta y tratarla como a una niña y hablarle como a una niña. No era la madre con la que habíamos crecido”, finalizó.

SUFRIÓ UN ATAQUE DURANTE UNA FIESTA CON SU HIJA
En el 2012, cuando se encontraba de fiesta con su hija Rumer, sufrió un ataque luego de fumar cannabis sintético e inhalar óxido nitroso. De acuerdo a “People”, Demi Moore fue hospitalizada antes de entrar en rehabilitación por adicciones y problemas alimenticios.

SU MATRIMONIO CON BRUCE WILLIS
La actriz de “Ghost” estuvo casada con Bruce Willis del 1987 al 2000. Ella sostuvo, en su libro según “The New York Times”, que su entonces esposo creía que su carrera actoral le estaba quitando tiempo de su familia. Incluso, dijo que no estaba seguro si quería estar casado. Juntos son padres de Rumer, Scout y Tallulah Belle.

RPP