Desde el 1 de mayo entró en vigencia la exoneración temporal del impuesto general a las ventas (IGV) al pollo, pan, fideos, huevo y azúcar, medida dispuesta por el Gobierno para ayudar a las familias más necesitadas.

Un equipo de La República recorrió los mercados de diversos distritos de Lima y pudo verificar que el pollo es el único alimento que ha presentado una ligera reducción en su precio por kilo, llegando a costar S/ 5,50 en mercados mayoristas.

En tanto, en mercados de Surquillo, Chorrillos, San Juan de Miraflores, Villa El Salvador y San Juan de Lurigancho, el precio del kilo de huevo varía entre S/ 7,20 y S/ 8,00; mientras el kilo de fideos está en S/ 5,00 y S/ 3,50; y el precio del azúcar entre S/ 3,8 y S/ 5,00. Al igual que estos alimentos, el precio del pan francés mantiene su precio de 3 por S/ 1,00.

Factores de reducción

Especialistas consultados explican que en dos semanas, en promedio, se vería una reducción en los precios finales de estos productos, ya que todavía los vendedores tienen stock; aunque, tal vez, la reducción no ocurra porque los vendedores no están obligados a reducir el precio final de los productos que ofrecen, advierte Jorge Luis Ojeda, profesor de Finanzas de la UPC.

“Esto va a tomar su tiempo. El mismo mercado se va ir ajustando”, precisa.

Presidente de la Aspan rechazó la exoneración del IGV y, en su lugar, propuso el Bono pan. Foto: La República

Otro factor que se debe considerar es que, si bien la norma señala que se debe exonerar del IGV a los insumos de estos productos, esto es solo una parte del proceso productivo. En el caso del huevo, se sigue pagando el IGV de su transporte; en el caso de la azúcar, se paga también por el agua y electricidad; todo esto tiene un costo, que lo sigue pagando el productor, explica Ojeda.