Se han interpuesto 132 acciones judiciales por “torturas” desde el estallido de las protestas en Chile

El director del Instituto Nacional de Derechos Humanos de Chile (INDH), Sergio Micco, entregó este sábado un nuevo balance respecto a la cantidad de heridos y detenidos desde el pasado 17 octubre, cuando estalló la crisis social en el país.

Así, expuso que el INDH ha interpuesto 179 acciones judiciales de las cuales “132 son por torturas y tratos crueles, inhumanos y degradantes. Ya vamos en el doble de querellas por torturas y casos crueles inhumanos y degradantes con respecto a todas las que presentamos el año pasado”.

Además, añadió, “hemos estado en 121 comisarías -no en todas las del país-, y constatamos 4.316 personas detenidas. Y ayer fueron mucho menos la cantidad que los días anteriores. Evidentemente esto va a la caída, pero hay algunas ciudades, como el caso de Valparaíso, donde ha habido gran cantidad de detenidos con respecto a días anteriores”.

Por otro lado, Micco comentó que “hemos estado en 60 recintos hospitalarios y hemos podido constatar 1.574 personas”, recalcando que “lo que a nosotros nos preocupa mucho son las lesiones oculares”, registrándose 157 personas con este tipo de heridas producto, entre otras cosas, del disparo de perdigones.

En ese sentido, y explicando que si bien personal de Carabineros puede utilizar perdigones en caso de que este en riesgo su integridad física, “nosotros lo que hemos podido observar en muchas manifestaciones que eran pacíficas y que se han utilizado perdigones”, agregando que la discusión también está puesta en “qué tipo de perdigones se está utilizando”.

“No solamente de goma hemos podido constatar, sino que de goma pero con interior de acero o derechamente metálicos. Entonces nosotros hemos pedido un peritaje de tal manera de saber la composición de los perdigones y la cantidad de pólvora o presión que se imprime en el uso de los perdigones”, sostuvo Micco.

Y concluyó: “Ahí hay un tema que nosotros tenemos que estudiar”.

Tras el estallido, el presidente Sebastián Piñera invocó el “estado de emergencia” y sacó a militares a patrullar las calles hasta el pasado domingo en Santiago y otros puntos del país, un hecho inédito desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Las denuncias sobre abusos llevaron a que la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, la expresidenta chilena Michelle Bachelet, enviara una misión para verificar la veracidad de las acusaciones.

La misión de ONU es “muy importante y está cumpliendo su labor (…) se van a reunir con víctimas de la represión”, señaló Micco.

“Es necesario objetivar y saber la verdad de lo que ha ocurrido en estas dos semanas y esperamos también las recomendaciones que pueda haber (…) para que esto nunca más vuelva a ocurrir”, concluyó.

Fuente: AFP / “El Mercurio”, Chile (GDA)