Vecinos de Pueblo Libre defenderán Museo en plantón frente a Ministerio de Cultura

museo-pueblo-libre

Representantes de asociaciones culturales y cívicas del distrito de Pueblo Libre harán un plantón en el frontis del Ministerio de Cultura, este martes 8 de setiembre a las 11 a.m. a nombre del Frente de Defensa del Museo Nacional de Aruqeología, Antropología e Historia del Perú (MNAAHP), iniciativa ciudadana que rechaza el intento de desactivar esa emblemática institución y trasladar su valioso acervo al distrito de Pachacámac.

La entidad denuncia que la Ministra de Cultura, Diana Álvarez –Calderón Gallo, vulnera la obra del Padre de la Arqueología Peruana, Julio C. Tello, quien fundara y dirigiera a mediados del siglo XX el entonces Museo de Arqueología y Antropología y cuyo profundo trabajo de investigación de culturas peruanas precolombinas es un patrimonio cultural material e inmaterial de Pueblo Libre y del Perú y un legado para las nuevas generaciones.

Daniel Azurín presidente del Frente de Defensa señaló que el Ministerio de Cultura viola el vigente Decreto Ley N° 25790 del 14 de octubre de 1992, que creó el Sistema Nacional de Museos del Estado y concretamente fusionó el Museo de Arqueología y Antropología con el Museo de Historia, creando la estructura unitaria que solo puede desmontarse con su derogación y no con la irregular aprobación de la Resolución Ministerial N° 121-2015-MC del 8 de Abril del 2015, una norma ilegal soterrada y de evidente rango inferior.

MINISTRA DE LA CULTURA
En entrevista con La República, la ministra de Cultura, Diana Álvarez Calderón, explicó que los almacenes de Pueblo Libre ya no son las más adecuados para albergar a nuestro patrimonio, pues en algunos la infraestructura es precaria debido a la antigüedad de la casona y porque tampoco hay espacio.

El nuevo Museo Nacional de Pachacámac tendrá almacenes especializados para cuidar la integridad de nuestro patrimonio en cuanto a humedad y temperatura, manifestó Calderón, dijo.
Indicó que este Museo será construido en agosto de este año y se culminará en junio del 2016. Está diseñado para que el 60% de su infraestructura quede en el subsuelo donde se albergará colecciones, depósitos y centro de investigación y el 40% será edificado en la parte superior para las salas de exhibición. El patrimonio del Museo de la Nación también irá a Pachacámac.

EN CONTRA
Miembros del Sindicato Único de Trabajadores del Instituto Nacional de Cultura (Sutinc), que laboran en el museo de Pueblo Libre, se muestran en contra de esta mudanza, pues señalan que las piezas arqueológicas se dañarán en Pachacámac debido a que las condiciones medioambientales en la zona no son las adecuadas para conservar el patrimonio.

El arqueólogo Paco Merino, trabajador de este museo, sostuvo que las piezas que se almacenarán especialmente en el subsuelo del recinto sufrirán un deterioro por la humedad, la salinidad de la zona por la cercanía al mar. “El peor enemigo para el patrimonio es la humedad, salinidad y el polvo”.

Otros trabajadores, como la arqueóloga, Elba Manrique también cuestionaron la distancia del nuevo museo en Pachacámac, ya que será más difícil que lleguen los visitantes.
Explicaron que si se quita la sección de arqueología es condenar al museo de Pueblo Libre a su desaparición, debido a que solo quedaría contar la historia colonial y republicana, “pero nuestra colección es muy pobre, el museo pasaría a ser un museo anodino”, sostuvo Paco Merino.

La idea para los trabajadores es preservar el legado de Julio C. Tello, quien fundó este museo en 1945. “No estamos en contra de la creación de un nuevo museo sino que desvalijen al nuestro”, mencionaron.

Es necesario el museo
Para el reconocido arqueólogo, Luis Lumbreras, es tiempo que el Perú cuente con un gran Museo Nacional, pues esta tarea está pendiente desde 1822 y se ha ido postergando gobierno tras gobierno. Este museo no solo debe estar pensando en el turismo sino también en la construcción de nuestra identidad. “Hay una parte de nuestra historia colonial, republicana que no está representado en un museo”, agregó.

La construcción del museo de Pachacámac debe hacerse en las mejores condiciones posibles y es necesario tener estudios técnicos que avalen esa decisión, remarcó Lumbreras.
En esta idea coincide el arqueólogo Walter Alva. Sin embargo, indicó que el sector Cultura debería reevaluar la ubicación del museo antes de la construcción, ya que Pachacámac es un lugar distante para los visitantes. En algunos casos con dos horas de viaje. En esa línea, recomendó que el museo se construya en una zona más céntrica para que sea un museo de masas.

Según el Ministerio de Cultura se busca facilitar la llegada de los visitantes con la ampliación de Metro de Lima al sur. Este tema queda aún a disposición del sector Transportes.

diario la republica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.