Con más de 2 metros de altura cuando están completamente extendidos y una visión de 360 grados, son lo suficientemente formidables como para hacer que cualquier infractor de la ley se lo piense dos veces.

Son los dos robots que la Policía de Singapur introdujo para patrullar el Aeropuerto de Changi tras más de cinco años de pruebas. Y son solo los primeros robots de este tipo que el cuerpo tiene previsto desplegar por toda la ciudad del sudeste asiático para «aumentar el número de agentes de primera línea» en los próximos años. «La integración de la robótica mejora la eficacia operativa y las capacidades de nuestros agentes de primera línea, permitiéndoles ser más eficaces en sus tareas», declaró el superintendente y jefe de operaciones de la Policía Aeroportuaria, Lim Ke Wei.

Fuente Foto: computerhoy.com

Leer  Ingeniera biomédica de San Marcos cuenta cómo ha logrado representar al Perú en 7 países