Más de 500 personas no pudieron ingresar a los mercados ni centros comerciales de Pueblo Libre, ante la enérgica acción de personal de Fiscalización de la Municipalidad que, desde tempranas horas controló no solo las puertas de acceso, sino también a los comerciantes, para se cumplan las medidas dictadas por el gobierno a fin de evitar la propagación del temible coronavirus, entre ellas el contar con su carnet de vacunación con las dos dosis.

“En Pueblo Libre tendremos “Tolerancia Cero” con los no vacunados. De acuerdo a las disposiciones del gobierno en busca de frenar la llamada tercera ola del Covid 19, sin el carnet de vacunados no podrán ingresar a los centros de abastos ni centros comerciales. Tampoco a los restaurantes, donde también controlaremos el aforo y que el personal que atiende tenga igualmente sus dos dosis aplicadas”, señaló el subgerente de Fiscalización y sanciones administrativas, Jerichó Cáceres.

El control se extendió durante todo el día y según se reportó más de 500 personas que no portaban el documento solicitado, tuvieron que regresar a sus domicilios y gestionar vía internet su Canet de vacunación. Para el efecto, desde hace tres días, de acuerdo a disposiciones del alcalde de Pueblo Libre, Stephen Haas del Carpio, se realiza una campaña informativa sobre la forma de lograr el documento de parte del Ministerio de Salud, así como de las medidas de bioseguridad dispuestas por el Minsa.

“Hemos iniciado las inspecciones en diversos locales y mercados, en una etapa preventiva y constatación, verificando el proceso en las puertas de acceso y también que los trabajadores cuenten con lo establecido. Vamos a ser enérgicos en el control”, señaló el funcionario.